tu blog de viaje

Mochila y para Tailandia

Tailandia

Ahora toca el sudeste asiático. Nos vamos a Tailandia, uno de los principales focos turísticos de la zona. Es una zona con grandes contrastes: industrializada, zonas rurales, grandes ciudades, zonas naturales. La distopía del mundo se hace más latente si cabe en este país. Pero todo está sustentado entre grandes templos antiguos para la práctica del Budismo.

Primera parada: la caótica Bangkok

Nuestra estancia en la caótica Bangkok fue de un total de cuatro días, alguno más si incluimos viajes. Cuando llegamos nos chocaron mucho varias cosas, la primera de ellas, la enorme polución y contaminación, luego lo caótica que es esta ciudad y, por tercera y última, el tráfico. Cuando llegas te asustas de como es la ciudad, pero cuando llevas unas horas te secuestra y en vez de 3 días querrás estar 30.

Bangkok, una locura con encanto

Día uno: dejándonos cautivar por la ciudad

Vamos a empezar a conocer esta ciudad visitando el templo de Wat Benchamabophit y su precioso patio interior, para después ir en Tuk tuk al Monte Dorado o Wat Saket y subir sus más de 200 escalones para así poder disfrutar de las vistas de la ciudad. Cuando termines de observar estas fascinantes vistas te recomendamos ir a la casa de Jim Thompson.

Por la tarde, después de buscar algún sitio para comer algo, nos vamos a una de las concentraciones de población más comunes en cada ciudad: Chinatown. En la Chinatown de Bangkok encontramos una imponente estatua de Buda de más de 5 toneladas de oro. Para terminar el día, hay que sentarse a ver la puesta de sol en la Torre Baiyoke II.

Segundo día en Bangkok: Budas, comidas típicas y otro atardecer en un lugar típico.

Nuestra primera parada del día fue para ver al Buda de Esmeralda que se encuentra en el gran palacio. Este imponente Buda es uno de los principales atractivos turísticos de Bangkok. Seguidamente salimos del Gran Palacio para ir hasta What Pho, que cuenta con otro Buda Reclinado. Cuando hayamos visto este Buda Reclinado, es el de visitar el templo de Wat Arun.

Este templo es conocido por sus dos grandes Torres, llamadas torres o prangs, tendrás que recorrer el río Chao Pharaya. Cuando hayas visitado el templo de Wat Arun probablemente tengas hambre, te recomendamos pasarte por la zona de Khao San Road para poder probar platos típicos tailandeses.

Cuando termines de comer y hayas reposado la comida, te recomendamos dar un paseo por las calles más comerciales de Bangkok, llenas de tiendas y bares, Khao San Road y Rambuttri Rd. Ahí podrás comprar o tomarte algo, pero no tardes mucho, que no te puedes perder la puesta de sol en el embarcadero de Blue Whale Café.

Tercer día en Bangkok, nos vamos de mercados

Bangkok es también muy conocido por su gran variedad de mercados que tiene, siendo los más famosos los de Songthaew Mae Klog o Chatuchak. Visitamos solo los dos primeros por tiempo, empezando por el de Mae Klong, también conocido como el mercado del tren. Para llegar a hasta él, cogimos una furgoneta en la estación norte (Mo Chit) y el recorrido fueron 2 horas largas porque está lejos y había mucho tráfico.

El lugar es muy especial y merece la pena ir, sobre todo por lo curioso que es, ya que, aparte de todo su diseño, cuenta con un tren lo atraviesa varias veces al día, pasando entre los numerosos puestos, pero ojo, se ha convertido en una de las principales atracciones turísticas de Bangkok y muchas veces está saturado.

De mercado a mercado y tiro porque me toca, cogemos una furgoneta y vamos hasta el mercado de Songthaew, el mercado más famoso de todo Tailandia, ya que está construido sobre estrechos canales de agua. Esto hace que solo puedas visitarlo alquilando una barcaza, porque es la única forma de ver sus puestos. Cuando hayas terminado la visita, para despedirnos de nuestro último día completo en Bangkok, recomendamos subir a la torre MahaNakhon, desde ahí podrás disfrutar de tu último atardecer en la ciudad.

Nos despedimos de Bangkok visitando las ruinas de Ayutthaya

Como no somos grandes conocedores de la cultura, decidimos contratar una excursión a las ruinas de Ayutthaya, situadas a 85 km al norte de la capital tailandesa, que fue la antigua capital del Reino de Siam. Es, probablemente, el lugar histórico más importante de Tailandia y fue declarado patrimonio de la humanidad en 1991.

Nosotros hicimos la excursión en Tuk Tuk y la verdad es que merece mucho la pena y se encuentran en un estado aceptable, sobre todo si conoces la cantidad de invasiones que han sufrido durante todos estos años. Impone ver las ruinas de una ciudad que en el siglo XVIII llegó a contar con más de un millón de habitantes. Cuando volvimos a la ciudad, directos a la estación. Siguiente parada: Chiang Rai.

El Templo Blanco de Chiang Rai.

Situado al norte del país, pegado a la frontera con Laos, nos encontramos uno de los principales focos turísticos de Bangkok. La grandeza de este templo radica en que es diferente a casi todos los templos, castillos o monumentos que encontrarás por la zona y, si me apuras, en todo el mundo.

No podemos decir que la singularidad de este templo se deba solo a una de sus características, sino a varias: La primera de ellas y la que se ve a simple vista es que es completamente blanco (de ahí su nombre), la otra es que el proyecto comenzó construcción hace poco más de 20 años, en 1997. Este templo tiene influencias budistas, hinduistas y cultura pop diseñada por el Chalermchai Kositpipat. Su color blanco se debe a que el artista quería que fuese un emblema de la iluminación.

Pero aquí viene lo que, para nosotros, lo hace completamente diferente puesto que cuenta con referencias claras a películas como Harry Potter, Matrix o Kung Fu Panda, además de otras de hechos históricos como la caída de las torres gemelas o una referencia a Michael Jackson. Pese a todas estas polémicas, se ha convertido en un icono turístico y es una imagen utilizada para publicitar el país. Obviamente, en un país con vestigios religiosos en cada esquina, esto fue un choque cultural muy importante.

Un templo muy singular

Ahora, vamos a visitar templos más clásicos: Chiang Mai, la ciudad de los templos

Al noroeste de Tailandia nos encontramos una de las ciudades con un mayor número de templos. Pero esto no le quita que sea una de las ciudades más cosmopolitas de toda Asia, esta ciudad fue capital del Reino Lanna durante varios siglos, de ahí la cantidad de legado histórico que posee.

Wat Chedi Luang

Este templo es reconocible a simple vista en el centro de la ciudad por sus dimensiones, aunque está medio en ruinas porque un terremoto la destruyó parcialmente en el Siglo XV. Su altura original era de nada más y nada menos que de 86 metros. Pero no solo por eso llama la atención, también lo hace por las figuras de dos enormes elefantes que sobresalen de la pagoda.

Además, en sus alrededores también podremos encontrar la imagen de un buda recostado, además de la columna de la ciudad, que se utilizaba en la antigüedad para llevar a cabo rituales de fertilidad. Por las inmediaciones de esta Pagola podrás encontrar monjes locos por hablar con algún que otro turista para practicar su inglés.

Wat Chiang Man

Construido en 1296, es el templo más antiguo de la ciudad y fue construida a la vez que esta. Las historias cuentan que fue la primera vivienda del Rey Mengrai y fue utilizado mientras se levantaba la ciudad. Cuenta con dos figuras de Buda que cuentan con más de 1.500 años en sus espaldas, Phra Sila y Phra Satang Man.

Detrás del templo principal podemos encontrar la parte más antigua, la pagoda Chedi Chang Lom y su base está sostenida por elefantes. Cuenta con una impresionante parte superior bañada en oro y a la izquierda podemos ver una piedra del siglo XVI donde se cuenta la creación de Chiang Mai en el antiguo idioma local.

Wat Sri Suphan o templo de plata

Su decoración en plata le hace un sitio muy singular en toda la ciudad, esto se debe a que se construyó en el barrio de los plateros en el siglo XVI, la pega es que no pueden entrar mujeres a ver su interior, solo hombres, con lo cual, decidimos no entrar. Según un precepto de Lanna, que una mujer entrase en un templo sagrado podía deteriorarlo… ¿Para qué comentar nada verdad?

Wat Buppharam

Este templo es un poco diferente al resto, ya que tiene una gran influencia birmana. No se encuentra en el centro de la ciudad, sino camino al Night Market, un mercado donde podréis parar para comprar un souvenir o un recuerdo de vuestro paso por la ciudad. En este centro también podrás encontrar una enorme imagen de Buda (otra más) y unos impresionantes mosaicos que no son tan comunes como las imágenes de Buda.

Wat Phra Singh

Para terminar, el plato fuerte, el templo más conocido de todo Chiang Mai, pues alberga una imagen de Buda del siglo XIV que es muy venerada: el Phra Singh Buda que, según cuentan, fue donada por el Rey de Sri Lanka. El templo comprende una gran torre dorada que guarda los restos de un rey, rodeado de edificios o santuarios más pequeños a su alrededor.

Las Islas Phi Phi, uno de los lugares costeros más bonitos del mundo

Quizás sea uno de los archipiélagos más conocidos del mundo, su belleza hace que sea uno de los iconos turísticos de Asia. Aunque fue tristemente protagonista en 2004 por un tsunami que mató a miles de personas y destruyó las islas, hoy en día vuelve a ser el sitio turístico que fue a principios de siglo.

La islas de Koh Phi Phi Don, Koh Phi Phi Leh, Koh Pai y Koh Yung son las que componen este archipiélago. En la primera de ellas se encuentra la gran infraestructura hotelera que la hace ser un sitio mucho más artificial. Si es verdad que no ha perdido el encanto totalmente, pero si parte de él. Está dividida en dos zonas y nosotros preferimos estar más tiempo en la zona tranquila, Loh Dalum Bay que en la más bulliciosa.

La visita a Koh Phi Phi Len también es obligada, es donde se encuentra la playa más fotografiada de Tailandia: Maya Beach. Las otras dos Islas, que no nos dio tiempo a visitar, también se encuentran casi intactas, lo que hace, si te quedas más días, que sea una visita obligada.

Si estás más días en Taliandia quizás puedas ir a otros lugares como Ayuthaya, Sukhothai u otros lugares increíbles que podemos encontrar por toda esa zona del sudeste asiático. No te lo pierdas, es un viaje muy recomendable si cuentas con unos 10 días de vacaciones y económicamente no es excesivamente caro, pese a ser una zona turística.

gestión de incidencias vuelingatención al cliente ryanairConrata tu seguro con Mapfre al mejor precio

Vetedeviaje.es

¿Quieres irte de viaje y no sabes cómo y dónde? Te enseño una gran cantidad destinos y trucos para irte de viaje. Si te quedas en casa es porque quieres
linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram